banner_asociados2


Colombia

Published on Abril 7th, 2015 | by Asosec

La crisis carcelaria que azota a Colombia

La fuga el pasado domingo del confeso homicida de cuatro niños en Florencia (Caquetá, Colombia), y quien estaba recluido en la cárcel Las Heliconias dejó en evidencia la fuerte crisis carcelaria por la que atraviesa el país sudamericano, no solo en temas de infraestructura o recursos humanos, sino también por la corrupción que varios sectores denuncian.

El director de la Policía Nacional, el general Rodolfo Palomino, aseguró que la fuga de Cristopher Chávez Cuellar, alias ‘El Desalmado’, obedecía a un cuadro de corrupción en el que pareciera notorio que fueron los mismos guardas de seguridad quienes le facilitaron la huida de prisión.

“Esta fuga pudo darse con la ayuda de los guardas de seguridad, quienes le habrían facilitado herramientas como un cortafrío y un teléfono celular”, aseguró Palomino, añadiendo que ‘El Desalmado’ pasó varios filtros que necesitaban de la colaboración de externos ya que estaba en “una celda, dentro de una celda”.

En ello estuvo de acuerdo el ministro de Justicia, Yesid Reyes, quien señaló que la fuga de Chávez no se debió a fallas estructurales en la cárcel de Las Heliconias.

“‘El Desalmado’ no pudo haber abandonado ese centro penitenciario sin que se haya presentado, por parte del personal encargado de vigilancia; o un hecho de corrupción, o una negligencia de magnitudes asombrosas”, dijo Reyes.

En ello se evidencia la crisis penitenciaria que está viviendo el país desde hace mucho tiempo y a la cual se le suman los reclamos de la Defensoría del Pueblo sobre la ineficiencia del sistema carcelario nacional porque, según dicen, no tienen ni la capacidad, ni el personal, ni la infraestructura suficiente para atender los internos, además del hacinamiento, y la constante violación al derecho a la salud a las que están sometidos los sujetos privados de la libertad. Todo esto incide en el índice de homicidios e intentos de fuga, los cuales se han multiplicado.

Es por ello que en días pasados Caprecom fue denunciada por supuestamente violar los derechos de los internos e incidir en actos de corrupción.

“EL INPEC NO ES UNA INSTITUCIÓN CORRUPTA”

El director del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec), coronel Carlos Julio Pineda Granados, dijo que aunque la situación actual de las penitenciarías en el país no es la ideal, ello no significa que el Inpec sea una institución corrupta.

Argumentó que estas circunstancias se deben a desordenes del Estado que le deja la obligación al Inpec de recibir y hacerse cargo de miles de acusados cuando, según la norma, esa no es su función.

“El Inpec recibe muchísimos sindicados (acusados) y no tiene dónde albergarlos porque además simplemente no es su deber, es obligación de los entes territoriales que no se han apropiado, ni apersonado, ni han construido las cárceles municipales y distritales que debían de tener* los jueces como no tienen a donde mandar a los internos con medidas preventivas los envían a las cárceles responsabilidad del Inpec”, dice el coronel.

El oficial defiende que si ‘El Desalmado’ se escapó no fue porque no se contara con el personal suficiente para garantizar su permanencia dentro del penal, sino porque hubo un “descuido” por parte de los responsables de su vigilancia.

“Heliconias tiene 1.400 internos y 150 funcionarios de vigilancia, es una infraestructura moderna, de tercera generación y se presentó una fuga; pero en Cartagena, donde hay 2.500 internos y 88 personas encargadas de la vigilancia no ha habido una fuga en más de diez años, son más internos, menos guardas y bastan, ese no es el problema”, señaló el director del Inpec.

Para él, que haya más guardas no garantiza la seguridad de un penal; aunque dice que el tema presupuestario se ha visto reducido y los encargados de hacer las contrataciones de guardas de cárceles tampoco han hecho nada al respecto.

Finalmente, hace un llamado al Estado para que se revise la política criminal, ya que una realidad es que no existen cárceles suficientes para albergar a tantas personas que cometen delitos, y menos ahora cuando se habla de dar cárcel a quienes maltraten animales o conduzcan con niveles de alcohol.

“Uno como receptor de todas las personas tiene que mirar lo que plantea el Estado porque ya se está diciendo que cárcel para los que le pegan a los animalitos. A esa gente sí hay que darles sanciones y duras…, pero no cárcel porque ¿a dónde los van a meter? Dicen cárcel pero, ¿dónde están?, ¿dónde tienen esas cárceles los municipios?

“EL ESTADO TIENE QUE PONERSE AL DÍA EN MATERIA CARCELARIA”

El secretario de la Federación Colombiana de Trabajadores del Sistema Penitenciario y Carcelario (Fecospec), Alejandro Álvarez, señala que aunque sí es cierto que el Inpec tiene problemas de corrupción, “desde los más altos mandos hasta los mismos vigilantes”, la crisis reside en la cantidad de personas dentro de las penitenciarías y los pocos guardas.

“Por cada guardián hay cientos de internos y en eso nace la corrupción. El estado es el que está fallando, porque no hay recursos, hay falencias, las cárceles está hacinadas y los internos nos superan en número, hay patios de más de 1.000 internos que son cuidados por un solo guarda”, señala Álvarez.

Agrega que en vista de que esa “crisis” no es nueva, se creó la Unidad de Servicios Penitenciarios (USP), que maneja parte de los recursos económicos del Inpec para evitar que hubiera más corrupción dentro del instituto.

“Comprar un candado a través de la USP se volvió engorroso, hicieron reformas para no darle más dinero al Inpec para que no hubiera más corrupción pero al contrario esa unidad se convirtió en un foco de corrupción. Gastan muchísima plata en arriendos y funcionarios que no estaba programados y que no son necesarios”, dice.

Así mismo, asegura que lo que sucedió con Cristopher Chávez se veía venir, ya que desde que se entregó a la cárcel Las Heliconias se sabía que tenía fallos de infraestructura y que por eso, casi una vez por mes hay intentos de fuga.

“Ya es hora de que el Estado se ponga al día en materia carcelaria porque lo que dice el vicefiscal es en parte cierto. En todo el mundo hay corrupción pero en Colombia se dan muchos privilegios, aquí las cárceles están estratificadas, hay cárcel para los Nule, para los de Interbolsa, para los políticos y entonces nos piden más trabajo, más compromiso para atender ese tipo de beneficios y nosotros estamos en déficit de personas, infraestructura, vehículos y más”, agrega.

REESTRUCTURAR EL SISTEMA PENITENCIARIO

En vista de la innegable crisis, y la situación que al parecer se le salió de las manos al Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario, el vicefiscal Jorge Perdomo consideró que para dar una pronta solución a esto se debe reestructurar el sistema penitenciario para que sea la Policía la que asuma la seguridad de los centros carcelarios.

“Sin duda con esto la fuga de ‘El Desalmado’, ha quedado claro que el sistema penitenciario colombiano sigue demostrando su inoperancia, sigue demostrando su insuficiencia y yo creo que en Colombia hay que empezar a repensar si la seguridad de las cárceles debe seguir estando en manos del INPEC o cederla a la Policía”.

Por su parte, el director del Inpec, quien argumenta que el problema no es una cuestión interna de la institución, sino que es responsabilidad del Estado. Asegura que la solución a esta inmensa crisis es que los entes territoriales se hagan cargo de sus sindicados construyendo sus propios centros penitenciarios para no otorgar esa responsabilidad; que no le corresponde al Inpec.

10 FUGAS EN DOS AÑOS

La Defensoría del Pueblo aseguró que en los últimos dos años se han fugado 10 presos de sus lugares de detención, incluido ‘El Desalmado’, quien salió del penal en el que estaba recluido la madrugada del pasado domingo.


About the Author

Asociación Colombiana de Seguridad



Back to Top ↑
  • SUBSCRIBETE A NUESTRO BOLETIN

  • Facebook

  • Enlaces de Interés

  • ASOCIADOS

  • Twitter